EL ¨BUEN¨ AGUA DE MADRID.

EL ¨BUEN¨ AGUA DE MADRID.

A primeros de mes recibí aviso de una nueva clienta,  que reside en la avenida de Pablo Neruda, junto a la Asamblea de Madrid. La clienta, una persona que se preocupa por la calidad del agua, me indica que tiene instalada una ósmosis normal, de las que yo denomino low quality. Me comenta que no le produce agua, y que se escucha como continuamente la esta expulsando.

 Lleva desconectada cinco días, porque no paraba de sonar y no producía.

Me persono en su hogar dispuesto a reparar cualquier avería (siempre suele merecer la pena la reparación). Comenta que hace dos años la instalo su pareja (bien montada, incluso con reductor de presión), no se había preocupado por el mantenimiento por que el agua de Madrid es muy buena. Bueno, que aparte de la avería también le debía hacer el mantenimiento. Procedo.

Como este tipo de ósmosis no lleva manómetro, te obliga a repasar las presiones por etapas, con el consiguiente aumento del tiempo de las reparaciones. Otro punto más para elegir siempre un modelo con manómetro.

Compruebo que el sistema está totalmente atascado, desde las primeras etapas ¿?. Cuando desmonto los filtros me llevo la gran sorpresa. Como podéis ver en la imagen, son los filtros más sucios que he visto en mi vida. Tal era el grado de suciedad que portaba el agua, que la membrana también se vio afectada. Esto viene a demostrar lo importante del cambio de los filtros. También se comprobó que la válvula de cuatro vías no cerraba del todo, por lo que también se cambió (típico en los equipos low quality).

Esto me demuestra una vez más, que en el mundo del agua potable, las personas somos como los loros. Nos limitamos a repetir lo que nos dicen u oímos (el agua de Madrid es muy buena), sin pensar que todo es relativo. Como para muestra un botón vale, aquí tenemos la prueba.

Podemos tener un agua directa de la sierra, de mineralización muy débil, que es la mejor para el consumo. Luego, un mal tratamiento en la potabilizadora, o como en este caso tuberías corroídas por el paso del tiempo, la convierten en insalubre.

Después de lo visto, la clienta se felicita por tener instalada su ósmosis, que los sigue protegiendo de la cantidad de residuos que porta el agua de su domicilio. Yo también me voy contento, llevo usando purificadores en mi hogar desde hace más de 20 años. Con el ¨buen agua¨ que tenemos en Madrid.