LA OTRA CARA DEL CONSUMO DE AGUA EMBOTELLADA

LA OTRA CARA DEL CONSUMO DE AGUA EMBOTELLADA

Hace muchos años que el agua que consumo fuera de casa sale de los purificadores de mi hogar.

Cada año compro dos pequeñas botellas de ¾ de litro que son las que relleno con el agua procedente de mi purificador y son las que utilizo cuando salgo. Estas botellas son lavadas con un cepillo de lavar biberones cada cierto tiempo, permaneciendo útiles por muchos meses.  Ahora con el calor incluso las congelo, disfrutando de agua fresca por más tiempo.

Con este gesto ahorramos en varios aspectos, por un lado el monetario: Calculando una media de 2 botellas semanales a 1€ (en el mejor de los casos) nos salen 105€, que es incluso más que lo que nos cuesta un buen sistema purificador. Hemos cuidado el medio ambiente y hemos consumido un agua que muchas veces es mejor que las que nos venden embotelladas. Ver el artículo sobre las sales del agua mineral de este mismo blog: http://purificaragua.com/blog/8_EL-EXCESO-DE-MINERALES-EN-EL-AGUA-MINERAL.html

El otro ahorro es el de los residuos que dejamos de generar. Estos residuos esconden un alto consumo de energía, consumo oculto de agua tanto en su producción como en su reciclaje. Causando un manifiesto daño al medio ambiente que ahora se está empezando a valorar: https://www.facebook.com/greenpeace.spain/videos/10158776731295623/

Este coste medioambiental nos hace pensar en el bien que hacemos al planeta, con un gesto tan simple como no consumir agua embotellada, purificando el agua de nuestros hogares y reutilizando unas pequeñas botellas de plástico.